La libertad de empresa

Por Jorge Leone Espiñeira

Publicado en la revista Tribuna Logosófica No. 12  (marzo de 2009)

Se trata de un tema de gran importancia desde el punto de vista individual y social, por lo tanto no le puede ser ajeno a la ciencia logosófica, en la que encontramos elementos para poder entender donde radica esa libertad y cómo conseguirla.

Para que exista libertad de empresa se requiere de la existencia de ciertos factores externos y de otros que pertenecen al mundo interno del ser humano.

Los principales factores externos son el sistema de gobierno existente en un país y las leyes que regulan la actividad empresarial. El creador de la Logosofía ha expresado que la Democracia es el mejor sistema de gobierno, si bien reconoce que aún sigue siendo un ideal, sistema que implica la existencia de un “estado de derecho” porque la libertad descansa en el deber y en el derecho.

En cuanto a los factores internos, los principales son el conocimiento, la confianza en sí mismo y la iniciativa individual, todos elementos que inspiran respeto.

Cuando las leyes lo permiten y existe iniciativa individual, surge la llamada iniciativa privada, en contraposición al estatismo, tema éste al que se refiere el autor de la Logosofía en al artículo de la Revista Logosofía Nº 11 titulado “Los peligros del estatismo”, con tres subtítulos muy esclarecedores: “El esfuerzo libre del capital privado. La producción por el estímulo al trabajo. La demagogia como forma civil y nociva de las expensas públicas”.

Lógicamente que nos estamos refiriendo a la realización de actividades lícitas y a la aplicación de medios también lícitos, desarrolladas con un sentido humanista y no exclusivamente especulativo y con el necesario equilibrio, equilibrio que se puede evaluar si analizamos la escala de valores del ser que la realiza y observamos el lugar que ocupa su actividad empresarial en la misma.

Las libertades en general y las de comercio, las de carácter social o económico en particular, son requeridas por una necesidad lógica de la convivencia humana y para el propio desarrollo del individuo.

Esta libertad de empresa, como todas las libertades, debe ser usada con honestidad y sensatez, porque de lo contrario ella se pierde.

La aplicación de la iniciativa privada no sólo beneficia al individuo que hace uso de ella, sino que toda la sociedad, directa o indirectamente también se beneficia de su existencia.

Para finalizar este muy breve estudio del tema, brindaremos un ejemplo muy esclarecedor en el que se pudo apreciar el acierto de estos conceptos logosóficos.

Al finalizar la Segunda Guerra Mundial, Alemania quedó dividida en tres partes, cada una de las cuales quedó bajo el control de las tres potencias aliadas, Estados Unidas, Inglaterra y la Unión Soviética. Las dos primeras aplicaron ese control bajo un régimen de libertades que incluía la libertad de empresa y que fomentaba la iniciativa privada, en cambio la tercera potencia aplicó un sistema sin esas libertades, basado en la intervención estatal en todas las actividades.

Cuando cayó el muro de Berlín, quedó claramente en evidencia el resultado logrado por la aplicación de cada uno de los dos sistemas durante alrededor de cincuenta años, no sólo en la económico, sino en la actitud interna de los ciudadanos de ambos sectores y aún hoy, luego de varios años de unificados, los que estuvieron bajo el régimen estatista siguen aún sufriendo las consecuencias de la ingerencia indebida del Estado, ingerencia que según González Pecotche “lesiona sensiblemente la expresión más viva del sentimiento humano.”

 

Bibliografía consultada: Revistas Logosofía Nº 11, 51 y 81

Anuncios
  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: